19/7/11

El conflicto del Sahara Occidental

La historia no se puede cambiar, queda inmortalizada para los restos;
sin embargo, sí se puede transformar o adulterar desgraciadamente.
La verdad siempre triunfa y el tiempo les dará la razón.
Hagamos que la verdad sea como una bola de nieve que sí rueda,
cada vez se hace más grande y al final de su camino aplastara la más vil mentira.
La ignorancia es la peste de los pueblos,
nos convierte en marionetas,
nos ciega el entendimiento,
nos niega el don de la sabiduría,
nos inunda de miedos y nos hace intolerantes,
mediocres, necios, vanos, animales.....

¡¡¡SÁHARA LIBRE!!!

0 comentarios: